7 consejos para cuidar el jardín

Mantener el jardín puede ser una gran experiencia. Una excusa perfecta para estar al aire libre, en contacto con el verdor que tanto amamos, con las flores que están floreciendo en ese momento … y también para escuchar el canto de los pájaros o el sonido de los insectos como las cigarras en verano.

Incluso si puede haber días malos, por ejemplo cuando tu planta favorita está infestada de cochinillas o una fuerte ráfaga de viento ha roto varias ramas de un árbol, siempre encontrarás un motivo para sonreír en tu pequeño paraíso. Y te ayudaré a hacer que estos días sean numerosos .

Descubra dónde está el sol en cualquier momento del día

Hay plantas que son soleadas, otras en sombra, otras en semisombra … y otras que pueden estar expuestas al sol y vivir en un área protegida. Saber en todo momento en qué posición está el sol en un jardín evita muchos dolores de cabezaporque puedes plantar las plantas donde más les convenga.

Por lo tanto, un hermoso jardín le cuesta poco o nada 🙂.

Elija especies que vivan bien en su área

Por mi propia experiencia puedo decirte que es muy difícil no comprar esta exótica planta y no tenerla en el jardín. Pero, ¿qué cuidados necesita esta planta? Si proviene de un clima más cálido, es normal que muera en invierno; y lo mismo sucederá si la tierra es demasiado alcalina o demasiado ácida para eso.

Lo mejor que puedes hacer es Echa un vistazo a las plantas que habitan los jardines cercanos.. Si quieres experimentar, investiga un poco: descubre otras especies más raras en Internet (o en este blog 😉) y cómo cuidarlas.

Deja espacio entre las plantas.

Uno de los errores más comunes es plantar muchos ejemplares juntos. No lo voy a negar: el efecto así conseguido es precioso, pero un atractivo que no dura mucho. A medida que las plantas crecen, compiten por comida y agua, y solo las más fuertes sobrevivirán. Es la ley de la selección natural.

Para evitarlo Averigua qué talla de adulto serán y deja un espacio suficiente para que todos se desarrollen bien, tanto en altura como en anchura..

Recoge las sobras

Las ramas cortadas, las flores de los rosales en el suelo, … todo esto no debe estar en el suelo, sino en la pila para hacer abono o, si no lo tienes, en bolsas de basura la empresa. Posteriormente se llevará para su reciclaje encargado por la administración municipal.

A no ser que, Si estos residuos vegetales se descomponen, los hongos y otros microorganismos (bacterias, virus) podrían convertirse en un problema..

Busque alternativas al césped si llueve poco en su área y / o no tiene mucho tiempo para cuidarlo

El césped es una magnífica alfombra verde, pero requiere mucho mantenimiento: siembra, fertilización, corte regular, control de plagas y riego. Para que sea bonito y realmente funcional, muchas veces hay que regarlo todos los días en verano, lo que significa que se reparte mucha agua, agua que escasea en muchos lugares.

Luego está la falta de tiempo, tenemos que buscar alternativas: césped artificial … o incluso más interesante: Plantas silvestres que son nativas o de climas similares.que pueden vivir sin que nadie los cuide.

Fertiliza la tierra de tu jardín.

En un bosque o jungla, el suelo recibe nutrientes a diario cuando las hojas y ramas caen y, a medida que se descomponen, las fertilizan. Y por no hablar de los residuos orgánicos que dejan sus habitantes 🙂. Esto no sucede, o muy poco, en un jardín, por lo que Es común que el suelo pierda su riqueza.

Para que sigas siendo tan fértil como siempre, o incluso más, tiene que ser fertilizado, si es posible con abono orgánico, todo el año, pero especialmente en primavera y verano. Vierta una capa de dos pulgadas de estiércol, guano o compost, mezcle un poco con la capa superior y agua.

Importante: si usa estiércol fresco de aves, déjelo secar al sol durante unos 10 días para que las raíces no se quemen.

Prepara el jardín para el invierno

El otoño, y especialmente el invierno, puede ser una época difícil para el jardín. En general, las plantas entrarán en una fase latente porque si no lo estuvieran, las bajas temperaturas podrían matarlas en poco tiempo.

En estos meses la frecuencia de riego debe ser menor. Incluso si ha plantado plantas recientemente, es muy recomendable que al menos las proteja con mantillo, pero si no sabe si sobrevivirán, envuélvalas en un paño resistente a las heladas.

¡Disfruta tu jardín!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.